Consejos para cambiar el grifo de tu cocina

Si tu grifo está desgastado o gotea, o si simplemente te apetece dar un pequeño cambio de diseño, es muy fácil:

En primer lugar y muy importante es cerrar la llave de paso para cortar el suministro, a continuación abre todos los grifos y deja salir el agua que resta en las tuberías. El siguiente paso será aflojar las conexiones desconectando las uniones con una llave ajustable. Ahora ya es el momento de retirar el grifo viejo, veremos que en la base del grifo hay un tubo con una rosca externa. Este elemento sobresale del orificio de la encimera o fregadera y se fija por debajo con una tuerca, una arandela y una placa de soporte. Utiliza la llave ajustable para aflojar las tuercas y después, podrás levantar el grifo viejo por la parte de arriba.

Es hora de colocar el grifo nuevo realizando, a la inversa todos los pasos anteriores. Es muy importante que una vez fijado el grifo, y apretadas las conexiones abras la llave de paso principal y asegúrate que no hay fugas.

Una vez retirado el grifo de tu cocina, es muy importante que al poner el nuevo no haya fugas Reformas 16-03-2017 Compartir artículo:

También te recomendamos